Emplealia.net
Descarga aquí plantillas premium para currículum vitae

Consejos para reducir el número de empleados

En el mundo de los negocios, pequeñas y grandes empresas pueden atravesar grandes picos de éxito, como caídas en el mercado laboral. Cuando una empresa u organización sufre de un momento crítico que desestabiliza su sostenimiento, es recurrente que los empresarios comiencen a tomar medidas como modificar su plantilla de empleados e incluso la reducción de sus trabajadores.

Realizar la tarea de un recorte de personal no es fácil para los representantes de una empresa, ya que es un proceso que hay que tomar con sumo cuidado y detalle para llegar a una buena conclusión. La reducción de personal se ejecuta a raíz de que la empresa está pasando por cambios de reestructuración, modernización, baja demanda, entre otras razones. En cualquiera de los casos, la plantilla de empleados es probable que sea la parte más afectada, ya que proponer una terminación laboral directa les deja sin fuente de trabajo, sin ganancias y sin estabilidad.

El tema del despido, amerita una gran capacitación para poder hacerlo de la manera correcta, ya que en el proceso se enfrentan en un mismo escenario lo racional y emocional de las relaciones humanas.

Sigue estos consejos para reducir el número de empleados

Es muy importante crear un sólido argumento sobre la necesidad de recurrir a una reducción de empleados, pues es difícil explicar a una persona que su estabilidad económica queda en el aire cuando las razones de su despido no están netamente claras. Es imprescindible que el representante de la empresa o encargado de la noticia a todo el personal afectado de la mejor manera, que sea sincera y elocuente. En el momento, debe crear unos criterios específicos para seleccionar el personal que debe salir de la empresa, sin embargo se debe hacer un análisis previo para tomar estas decisiones y así evitar al máximo que sean percibidas injusticias y la discriminación, ya que esto no debe afectar de forma negativa la motivación de los que se quedan en la empresa.

Decidir con cuales trabajadores se termina la relación laboral, es una decisión difícil que requiere tomar en cuenta variedad de aspectos que no pueden pasar por alto, como la antigüedad dentro de la empresa, la jerarquía de los cargos y las preferencias.

Los ajustes se ejecutan de una forma racional sobre la plantilla de empleados generando un ajuste que alivia la economía de la empresa haciendo, en otras palabras es un ajuste de cantidades y no de precios. Se hace la reducción del personal pero no se reduce la productividad, lo que generaría por supuesto un ahorro económico.

Si el mercado se contrae y los ingresos bajan, la lógica es reducir los costos, y muchas veces los costos principales están en el sueldo de los empleados. Antes de tomar decisiones precipitadas, es recomendable que tomes en cuenta las siguientes consideraciones:

Analiza la situación y el negocio de la empresa

Mantener una postura conservadora te hará tomar mejores decisiones. No se sabe el pronóstico con 100% seguridad sobre la empresa, pero si sabemos qué puede servir para sostenerla y mantenerla a flote. Lo primero que debes hacer es tener claro cuáles son tus ingresos, y qué cantidad de costos puedes reducir. Analiza cuales actividades en tu negocio son las que te dan los mejores resultados versus las que no te dan buenos efectos. Enfócate en canalizar un plan donde saques el mayor provecho de las áreas poderosas de tu organización. Si debes reducir el número de tus empleados, analiza cuantos empleados debes prescindir y toma en cuenta cuales son las personas que tienen prioridad para quedarse.

Reduce la cantidad de empleado, pero no la producción ni la venta

Puedes reducir la plantilla de tus empleados, pero no debes reducir la producción que llevas ni la cantidad de ventas que generas. Recortar personal no quiere decir trabajar menos, sino capacitar a los que se quedan para poder cumplir y abastecer todas las tareas posibles para salir a flote y mantener una estabilidad. Por ello, es importante que te quedes con el mejor equipo dentro de tu organización y lo capacites.

Organiza una reunión grupal para comunicar la decisión

Pasar por el proceso de despido es una tarea que puede agotarte, y es mejor hacerlo una vez con todos los afectados, en vez de realizar por tandas que luego te consumirán. Al momento de explicar los criterios para poder llevar a cabo una reducción de personal con tus trabajadores, es mejor definir en ese mismo instante las medidas a tomar, decir quienes se van y quienes se quedan de una manera ética que no genere conflictos. Así, das tiempo a tus empleados de buscar oportunidad en otros lugares sin hacerlos esperar en la incertidumbre. Explica la situación real y el por qué la reducción de la plantilla es la única salida. Habla con tus empleados y responde sus preguntas cuanto mejor puedas.

Hazlo tú

Si eres el representante de tu empresa o el encargado, el rol de explicar la situación debes ser tú. Dar la cara ante tus empleados te da una imagen respetable. Es inmoral asignar esta tarea al personal de recursos humanos y menos aún a intermediaros que no tienen contacto directo con tu plantilla de trabajadores. El que debe tomar las decisiones eres tú, y las explicaciones deben provenir de ti que has sido el que ha tomado las decisiones importantes.

Explica las nuevas estrategias a tomar a los que se quedan

Una vez hayas definido el equipo, toma un momento de claridad oportuno y habla con ellos de las nuevas medidas y estrategias que la empresa va a tomar para seguir a flote en el mercado. Explícales la situación con claridad, para que entiendan de una manera lógica el esfuerzo que está por venir, el cambio de actividades y el aumento de trabajo. Especifícales en qué áreas debes hacer un enfoque mayor y que patrones del negocio abandonar.

Si el equipo que has seleccionado para trabajar tiene tus mismos objetivos e ideales, confía en tus palabras y creen en tu proyecto, ten por seguro que harán su mejor esfuerzo.

Se amable con los que terminan su relación laboral

En cuanto a las personas que dejaran de formar parte de tu equipo, procura brindarles apoyo. Aun así ya no pertenezcan a tu organización, se les debe un agradecimiento y respeto por haber trabajado para la empresa y merecen un buen trato. Entre las opciones de apoyo que les puede ofrecer, te recomiendo las siguientes:

Pago de liquidación bonificado

En toda organización, los empleados que terminan su relación laboral reciben una indemnización representativa en relación al tiempo de antigüedad que tuvieron dentro de la empresa. Sin embargo, en el caso de despidos por motivos estructurales la indemnización ofrecida es mayor a la compensación correspondiente. Esto puede ser positivo para los trabajadores ya que esto les permite eliminar deudas personas, sostenerse durante un tiempo mientras buscan otro empleo o incluso aumentar sus ahorros personales.

Ayudar a encontrar un empleo alternativo

Ser un jefe responsable se caracteriza por preocuparse por la estabilidad de tus empleados. Puedes ofrecer a tus trabajadores ayuda para encontrarles otro trabajo enviando cartas de recomendación a otras empresas que puedan tomarlos en cuenta.

Evitar un impacto psicológico

Hacer frente a los efectos psicológicos de la reducción de empleados te hará ver como un líder. Muchas empresas ofrecen asesoramiento de apoyo cuando un empleado siente que está perdiendo su trabajo. Parte del objetivo principal de este proceso es llevar a cabo el despido de una manera amable que no repercuta de manera negativa en el trabajador.



Recuerda que tenemos plantillas premium en oferta para elaborar tu currículum


Escribe un nuevo comentario

Su dirección de email no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con el símbolo *


Descubre nuestras plantillas de currículum premium